Poesía del momento, Nº 195  b

Año  16

Segunda de octubre de 2012

 

Poemas de amor,

de soledad, de esperanza

          

(Para información sobre el autor, click en su nombre)    


Al fondo de tus ojos grita el llanto,
que ha de fluir en clara mansedumbre,
pero que escucho en reventón de trueno.

Mas si en susurro y compasión te canto,
tal vez tu propio espíritu vislumbre
escenario más cálido y sereno.


Brevería Nº 2759

 

 

 

Breverías

   
2806
Hoy me llegó tu voz, tan sugerente.
Tu silencio me había ensordecido,
mas a tu entonación se abrió mi oído,
y casi logré verte a mí adyacente.

Casi análogo a “Lázaro, sal fuera”,
tal llamamiento a mi resurrección
dejó en perplejidad mi corazón,
siempre latiendo en agobiante espera.


2807
Ha habido tardes frías
que dos cuerpos desnudos no acertaban
a caldear con técnicas vacías,
aunque ambos entre sí desembocaban.

Ni consigue entibiarme su memoria,
volviendo atrás los ojos.
Pienso que hubo algún fuego, por la escoria
que aún queda en el rincón de mis despojos.

2808
El tiempo se nos va, dejando huellas
de intenciones, propósitos, proyectos
que nunca nuestro esfuerzo ejecutó.

Tal vez, más que en la senda, en las estrellas
teníamos la vista, o los afectos.
No fue la vida quien nos defraudó.

2809
La duda que me ofreces me estimula
por su complicidad y sutileza.
Pero quien siembra dudas, especula,
y la especulación al fin tropieza.

Quiero más bien oferta indefectible,
sin depender del rumbo de tus vientos,
con cierta insensatez, mas asequible,
que logre estremecerme en mis cimientos.

2810
Hecha estás de colores, de sonidos,
de fragancias y tactos.
Por eso te aman todos mis sentidos,
más allá de promesas y de pactos.

(Indice)

Poemas

   
3050 - Email

He escuchado su voz, diáfana y muda,
tras las palabras que en silencio leo,
y en mi sueño más íntimo, la veo
casi a mi alrededor, casi desnuda.

El pudor de su espíritu se anuda,
serpiente protectora, a su deseo,
permitiendo no más un galanteo
tras el que el alma tímida se escuda.

Yo construyo sobre ella mis visiones,
consciente de las mínimas opciones
que me concederá la realidad.

Y escucho cuanto piensa, mas no dice;
mientras parte de mí vibra y maldice
entre mi empeño y su formalidad

Los Angeles, 8 octubre de 2012

(Indice)


   
3051 - Ironía de la belleza

Mujeres hay para vivir vestidas,
y hombres también. Extraña es la belleza,
todos juzgan tenerla y, con franqueza,
tal vez nunca la vieron en sus vidas.

Hay belleza de piel, cuyas medidas
no cruzan el dintel de la corteza;
y la hay de intimidad, de gentileza,
emergiendo entre ideas encendidas.

No es fácil transponer la divisoria
que separa ambos mundos, y la gloria
del encanto será para los menos.

Para quien toca un alma con la suya,
y para quien entre la turba intuya
los pocos sólidos, perfectos senos.

Los Angeles, 8 octubre de 2012

(Indice)


   
3052 - Al conversar

Al conversar, expresa cada idea
que ha llegado a forjar tu pensamiento;
no el archivo de tu conocimiento,
que entre técnica y método serpea.

El hombre docto exhibe, y alardea
de su saber, sus fórmulas, su invento;
el pensador razona, es argumento
que gota a gota horada o martillea.

Quien piensa tiene la órbita más vasta;
será revelador o iconoclasta,
pero su lógica va a campo abierto.

El sabio es perspectiva limitada,
sima, si bien profunda, confinada;
y tú quieres hablar al descubierto.

Los Angeles, 9 octubre de 2012

(Indice)


   
3053 - Inspiración

Yace, duerme en las sombras de la mente
la predilecta musa que me inspira,
entre sus manos de cristal, la lira
que acompaña su canto sugerente.

Al sentarme a escribir, turbo el ambiente
de mi ático mental; ella se estira,
desperezando su quietud, suspira,
y abre la claraboya. De repente,

la luz, en avalancha, se apodera
de su imagen desnuda, y yo a la espera
de que inicie la magia de su canto.

Al fin resuena en mi interior. Transcribo
cuanto ella me transmite, y no concibo
reflejar por mí solo risa o llanto.

Los Angeles, 9 octubre de 2012

(Indice)


   
3054 - Diseñando sueños

Tuve un sueño de ti, pero despierto.
¿Qué mérito tendría, si dormido?
Es como optar entre armonía y ruido,
entre la rosaleda y el desierto.

Los sueños que programo, en que me vierto,
requieren voluntad, y recorrido
que fraguo y ejecuto. Si impelido,
no voy, me llevan a un destino incierto.

Yo piloto cada uno de mis sueños
en que eres heroína, y sus diseños
en torno a ti y a mí se han esbozado.

No quiero someterme al arquitecto
que planifica noches; su proyecto
no se ajusta a mi plan de enamorado.

Los Angeles, 9 octubre de 2012

(Indice)


   
3055 - Utopía

No sé si malgastado o constructivo
ha discurrido el tiempo de mi vida.
Una red se me dio que, si tendida
sobre el mar, cumpliría su objetivo.

Mas mi afán absorbente, compulsivo,
no era el pez que en el agua se descuida;
cosas hay que trascienden la comida,
allende lo trivial, lo productivo.

Tal vez loco de atar, o idealista,
lancé mi red al cielo y, optimista,
quise atrapar las nubes de algodón.

Y en tal empresa insólita abstraído,
lastimado me vi, mas no vencido,
persiguiendo incansable mi ilusión.

Los Angeles, 9 octubre de 2012

(Indice)


   
3056 - Conciencia

“A conscience is what hurts when
all your other parts feel so good.”
(Anónimo)

Rígida y terca vieja, la conciencia
es la suegra que no nos abandona;
nos mira sobre el hombro y alecciona
de acuerdo con su propia intransigencia.

Es el sector de nuestra pertenencia
a que renunciaríamos; gruñona
cada vez que otra parte, u otra zona,
se divierte incapaz de resistencia.

Se inventa prohibiciones, y deberes,
restringiendo la herencia de placeres
que al nacimiento nos legó la vida.

Quisiera ensordecer, quebrar su acoso,
blindar la mente, y cuanto más furioso
me opongo a su control, más me intimida.

Los Angeles, 10 octubre de 2012

(Indice)


   
3057 - Fe en ti mismo

Desciende a tu interior, abre la puerta
que vela el sueño de la confianza,
y zarandea el lecho, que su holganza
mina tus aptitudes. Cada oferta

brindada por la vida, queda abierta
sólo un tiempo fugaz, y no se alcanza
a impulsos de capricho o de esperanza.
Sin fe en tu potencial, es letra muerta.

Inspírate en ti mismo, que posees
un arsenal mayor de lo que crees
para cualquier empresa o decisión.

No se nos da al nacer destino fijo,
lo moldeamos al vivir. Se es hijo
de las propias acciones y razón.

Los Angeles, 11 octubre de 2012

(Indice)


 

 

Último poemario de Francisco Alvarez Hidalgo, 

disponible en España desde mayo 2006, 

y en América a partir de primeros de junio 2006.

Más información en el siguiente enlace:

http://poesiadelmomento.com/voces/vocesalviento.html

 

 

El correo frankalva@earthlink.net

está cerrado. Por favor dirigirse a:

franciscoalvarezhidalgo@gmail.com

La familia de Francisco te responderá agradecida.

Envía esta página a esas personas
tan especiales en tu vida...
Tu Nombre:
Tu Correo:
Su Nombre:
Su Correo:
Para múltiples envíos, presionar en

Mensaje que deseas enviarle:

Te invito a conocer toda mi producción:

 

 

Si el "banner" anterior no se abriera

Haz "click" en este Enlace

Copyright/Derechos de autor